Uber adquiere el servicio de bicicletas eléctricas compartidas JUMP

JUMP

Con el tiempo, podremos irnos familiarizando con las numerosas compañías que están naciendo dedicadas a la reserva de bicicletas para realizar trayectos dentro de las ciudades. Y no es para menos, ya que la bicicleta se está convirtiendo en un medio de transporte alternativo y completamente ecológico al uso del coche en el ámbito urbano. A este respecto, debemos recordar que Uber ya está entendiendo que no siempre será posible pasear en coche por las ciudades, y menos cuando las mismas sigan creciendo en número de habitantes.

Es por ello por lo que en enero conocimos que estaba comenzando con el lanzamiento de un proyecto piloto en asociación con JUMP para la reserva de bicicletas dentro de la ciudad de San Francisco, disponiendo inicialmente de unas 250 unidades de bicicletas eléctricas. En dicho proyecto, los usuarios pueden reservar bicicletas directamente dentro de la aplicación de Uber a través de una nueva pestaña.

Hoy conocemos que Uber ha adquirido JUMP, el servicio de bicicletas eléctricas compartidas sin estación con sede en San Francisco, aunque no se ha conocido el precio que ha pagado por esta adquisición. Según sabemos, acorde a TechCrunch, los empleados de JUMP pasarán a formar parte de Uber, y JUMP seguirá funcionando como una subdivisión independiente pero controlada, pudiendo seguir con sus planes de expansión, donde se encuentra, entre otros, la posibilidad de que llegue a Europa en la primavera del próximo año.

Con ello, se irá posibilitando que los usuarios de Uber puedan escoger el medio de transporte que mejor se pueda ajustar a su trayecto y necesidades, aunque de momento la aplicación de JUMP seguirá existiendo, dado que las reservas siguen proveniendo mayormente de la misma.

De esta manera, Uber ya no es sólo un servicio de alquiler de coches con conductor, ya que pasa a ser una plataforma de movilidad urbana en la que se pueda contemplar diferentes opciones para moverse dentro de las ciudades, según vaya expandiéndose.

Ya comentamos que JUMP permite a los usuarios reservar bicicletas desde la aplicación, luego ir a los lugares donde están estacionadas, procediendo a su desbloqueo para utilizarlas, y finalmente podrán dejarlas en diferentes lugares de la ciudad que la aplicación marque como habilitadas para ello, posibilitando que las bicicletas vuelvan a estar disponibles para usos de otros usuarios mediante nuevas reservas.

Como informa TechCrunch, es un movimiento nada sorprendente, dada la colaboración existente entre ambas compañías, y que está siendo habitual por otros competidores de Uber alrededor del mundo.

Fco. José Hidalgo

Conocido como Cyberfrancis, es entusiasta de los medios audiovisuales, de la creación gráfica y de internet en general.Desempeñó labores de moderación de la comunidad Distrito Internautas durante 3 años, escribió para WSL durante 4 años y actualmente colabora en Wwwhat´s New. Además, compagina su colaboración con la inclusión de los temas de social media.