Spotify estrena su propio asistente virtual en la aplicación para el control manos libres

Publicado el

Spotify

Después de más de un año de desarrollo, según descubrió Jane Manchun Wong en marzo del pasado año, Spotify está comenzando a lanzar su propio sistema de control por voz en su aplicación móvil para las plataformas Android e iOS, que funcionará siempre y cuando los usuarios ya dispongan de la aplicación abierta.

En este sentido, los usuarios podrán comenzar con el comando de activación «Hey Spotify» para continuar con la petición a realizar, permitiendo desde reproducir un tema, una lista de reproducción (se incluye las listas de Daily Mix), o una estación de radio, hasta controles por voz para la reproducción, esto es, pausar, reproducir e ir a la siguiente pista.

Se sumará a las posibilidades de control por voz de otros asistentes

Esta nueva posibilidad o vía llega en un momento en el que los usuarios ya llevan tiempo pudiendo usar cualquiera de los asistentes virtuales asentados en el mercado para gestionar sus cuentas de Spotify mediante comandos por voz, incluyendo a asistentes tan conocidos como Alexa, Siri y el Asistente de Google.

En The Verge dan cuenta de que puede que haya usuarios que deban activar esta vía manualmente desde las opciones de configuración, y creen que su llegada puede servir de antesala al lanzamiento de productos de hardware, recordando que en 2019 ya estaban realizando pruebas con Car Thing para llevar un asistente a los vehículos, aunque consideran además la posibilidad de que a lo largo del próximo año pueda llegar unos auriculares compatibles propios.

En cualquier caso, no sabemos hasta qué punto podrá ser útil la llegada del propio asistente virtual, siendo menos funcional que los asistentes virtuales ya en el mercado, ya que la opción propia de Spotify funcionará únicamente cuando la aplicación esté ya abierta, aunque estuviera funcionando en segundo plano dentro de los dispositivos móviles.

Será cuestión de que se vayan produciendo los acontecimientos, acorde a los planes de Spotify, aunque de momento hay muchas dudas pendiente de resolverse, aunque está claro que Spotify se está mostrando bastante ambiciosa, por lo que no es de extrañar que por el camino vaya expandiendo sus capacidades más allá de lo que ofrece a través de su aplicación para apostar igualmente por productos de hardware propios.

En nuestras manos, a día de hoy, quedará la decisión de usar su nueva vía o seguir usando las vías que veníamos usando hasta la fecha, salvo que futuros movimientos de la compañía hagan más aconsejable usar su nuevo método, que suponemos irá creciendo sus posibilidades a lo largo del tiempo.