La Unión Europea investigará ahora a Amazon

captura-31

Las empresas de Estados Unidos siguen teniendo problemas en Europa, y ahora es Amazon la que caerá bajo las miradas de la Unión Europea.

Se ha abierto una investigación sobre las prácticas comerciales de Amazon en la distribución de ebooks, sospechando que la compañía realiza políticas que perjudican la competitividad en el sector. Entre otras cosas, promete siempre el precio más barato, y obliga a las editoriales por contrato a informar sobre posibles descuentos en otras plataformas para que en Amazon siempre se ofrezca más barato, bajo amenaza de salir del portal de la compañía.

En una primera fase se analizará el posible delito en los libros digitales en inglés y alemán, siempre con el objetivo de verificar que los acuerdos entre Amazon y las editoriales no perjudica a los consumidores al impedir que otros distribuidores de ebooks innoven o ejerzan una competencia de precio efectiva contra Amazon.

Esta investigación no tiene de momento un plazo legal, ya que la duración dependerá de varios factores que irán apareciendo durante la misma.

Hay sospechas de que Amazon ya realizó este tipo de acciones en Luxemburgo, aunque no es la primera empresa que realiza este tipo de acciones (Fiat, Starbucks, Apple y McDonald’s están siendo investigadas por el mismo motivo).

Juan Diego Polo

Estudió Ingeniería de Telecomunicaciones en la UPC (Barcelona), trabajando como ingeniero, profesor y analista desde 1998 hasta 2005, cuando decidió emprender creando wwwhatsnew.com.

3 comentarios

  1. Anonimo

    Modo sensacionalismo = ON

  2. En pocas palabras, Amazon es malo por tratar de siempre dar buenos precios a sus usuarios?

    “los acuerdos entre Amazon y las editoriales no perjudica a los consumidores al impedir que otros distribuidores de ebooks innoven o ejerzan una competencia de precio efectiva contra Amazon”

    yo creo que si por culpa de esto, amazon empezara a vender los ebooks más caro hay si perjudicaría a los usuarios.

  3. Juan Diego Polo   Autor

    Si una editorial quiere cerrar una exclusiva (oferta) con una empresa de ebooks, no tiene que informar eso a Amazon, ni tiene que ofrecer esa oferta a cambio de permanecer en su portal, eso es chantaje: “o me aplicas el mismo descuento que en la otra tienda o dejas de vender conmigo”.

    No son modos…