Google presenta el primer prototipo real y totalmente funcional de su coche de auto-conducción

Prototipo de coche de auto-conducción

Hasta hace poco tiempo, Google ha ido trabajando en el desarrollo de los coches de auto-conducción basándose en los coches actualmente disponibles, a los que les hacía las modificaciones técnicas necesarias para dotarles de capacidades de auto-conducción. En el pasado mes de mayo, Google presentó la maqueta inicial de su modelo de coche de auto-conducción para desarrollarlo desde cero.

Hoy nos encontramos con el anuncio, a través del perfil de Google Self-Driving Car Project en Google+, del lanzamiento de su primer prototipo completo y totalmente funcional para una conducción totalmente autónoma, disponiendo tanto de las partes típicas de los coches convencionales junto con las partes técnicas que le dan el carácter autónomo, como el ordenador integrado y los sensores.

Respecto a la maqueta, el primer prototipo de coche de auto-conducción de Google ha sufrido algunas alteraciones, como una modificación en parte delantera o el adelgazamiento de la cámara/radar situada en la parte superior, entre otros.

Desde el propio anuncio se indica que comenzarán las pruebas privadas a lo largo de las presentes vacaciones, esperando verlo por las calles del norte de California para el próximo año. Añade además que sus conductores de seguridad continuarán supervisando el coche por un tiempo prolongado, usando controles manuales temporales según sea necesario mientras se sigue probando y aprendiendo.

El el caso de que Google disponga ya de un producto completamente probado y mejorado, tendrá que enfrentarse a los aspectos legales que puedan surgir para poder ponerlo dentro de la circulación real.

Fco. José Hidalgo

Conocido como Cyberfrancis, es entusiasta de los medios audiovisuales, de la creación gráfica y de internet en general.Desempeñó labores de moderación de la comunidad Distrito Internautas durante 3 años, escribió para WSL durante 4 años y actualmente colabora en Wwwhat´s New. Además, compagina su colaboración con la inclusión de los temas de social media.

7 comentarios

  1. Mano

    ¿Puede distinguir a un agente de tráfico de cualquier otra persona que esté haciendo gestos por la calle?.
    En caso de tener que elegir entre estamparse contra un muro y poner en riesgo la vida de los pasajeros, o atropellar a un niño que está cruzando sin mirar, ¿Qué decisión tomará?
    Será capaz de incumplir alguna ley de tráfico de manera puntual (por ejemplo invadir el carril contrario) por evitar un accidente, aun a riesgo de provocar uno mayor?
    Si tiene que elegir entre chocar con un ciclista que circula correctamente, o estamparse contra un camión que ha cometido una imprudencia, ¿Cómo va a actuar? Lo que quiero decir con esto es que aún queda un larguísimo camino para ver por las calles una conducción autónoma segura, mientras tanto solo nos queda cruzar los dedos.

  2. David

    Manu. Solo piensa en jugar a un juego de coches en nivel experto. Es mucho más seguro que una lenta y despistada cabeza humana, y no creo que permitan quebrantar leyes como las que nombran pero si actuar antes para evitar estos problemas. Todo se puede programar para corregir todos los casos que nombras y millones más. Lo peor de esto será en un futuro millones de camioneros, taxistas, buseros, repartidores, etc en la puta calle. Ese será el mayor problema para la “seguridad ciudadana” yo creo, y que dejaremos de conducir y nos volveremos un poco más tontos.

  3. Ivaner

    Estoy con Mano, yo elijo hay cosas que un robot no puede hacer podemos ir a las tres leyes de la robótica de asimov pero no hace falta, simplemente con lo que ha expuesto Mano me basta.

    Esto sería viable si todos los vehículos fueran inteligentes, a día de hoy prefiero conducir yo y elegir entre tirarme por un terraplen matar a un ciclista o chocarme de frente con un camión, vale es un poco extremo pero he dicho hoy por hoy, espero que esto avance, pero el placer de conducir a mí me gusta, bueno también supongo que habrá un modo automático modo manual, David no quiero volverme más tonto de lo que nos estamos volviendo ni yo ni las próximas generaciones ;)

  4. Roberto

    Esto sigue manteniendo los actuales problemas del trafico. ¿No seria mejor desarrollar una red de transporte publico bien vertebrada y usar el transporte privado para acudir a los intercambiadores? ¿O un transporte de tipo compartido para ir a dichos intercambiadores? ¿O dejar de ser tan sumamente vagos y, los que podemos hacerlo, caminar mas?

  5. Pablinxi

    Estoy de acuerdo con Roberto, me parece un avance espectacular el coche autoconducido de google, pero va por el camino equivocado si lo que quieren es sustituir al transporte privado, sería mucho más eficientes transportes autoconducidos de tipo colectivos.
    En cuanto a la problemática de la “seguridad”, quizás todas esas hipotéticas situaciones que Mano sugiere no se darían con un vehículo de esas características que respete escrupulosamente la ley de seguridad de tráfico ¿por qué tienes que decidir entre estamparte contra un camión o arrollar al ciclista? quizás la opción es que el vehículo se pone a la velocidad del ciclista hasta que pueda adelantarlo… priorizar la seguridad en vez de la velocidad y la prisa, cosa que los humanos demostramos una y otra vez que al volante no somos capaces de hacer, y yo muchas veces el primero.

  6. Cthulhu

    David, si pensáramos en términos de empleo no se hubiera inventado el congelador para no quitarles el oficio a los que bajaban hielo en burra desde las montañas.

    Todo progreso es positivo, es cuestión de adaptarse a la nueva realidad. Te recuerdo que a Henry Ford sus clientes le pedían “caballos más rápidos”.

    Saludos.

  7. Paco

    Hasta donde yo sé siguen teniendo graves problemas con la lluvia, con los baches, con zonas de curvas muy reviradas y con cosas imprevistas como obras o desvíos por el carril de dirección opuesta.
    Asimismo no funcionan fuera de las zonas recartografiadas con muchísimo detalle de google. Es decir, sólo es capaz de circular por zonas concretas cartografiadas con mucho más detalle de lo habitual y sin imprevistos.

    Además como dice otro comentarista, el tema de las decisiones éticas no está en absoluto claro. Actualmente el coche cuando detecta un imprevisto (un peatón cruzando fuera la zona, por ejemplo), simplemente frena en seco. No intenta esquivar aunque hubiera sitio alrededor.
    Programar todo esto es muy complejo y la realidad es que el coche autónomo está en bragas.