Creative STAGE V2, la impresionante barra de sonido de Creative de solo 109 euros

Publicado el

barra sonido

Explicar la experiencia con una barra de sonido es igual de difícil de hacerlo que con auriculares. La calidad del sonido, la inmersión… hay ciertas cosas difíciles de transmitir con un texto, pero lo intentaré una vez más.

Barras de sonido ya he probado muchas, algunas de más de 2.000 euros, otras de 699 (como la de Samsung que comenté hace unos meses), pero es la primera vez que pruebo una barra de sonido de 109 euros, y la experiencia ha sido fantástica.

Se trata de la barra Creative STAGE V2, lo último de CREATIVE, una marca que ya viene acostumbrándonos a excelencias en el mundo de sonido, como los últimos Creative Outlier Air V2 que comentamos recientemente.

Características técnicas de la Creative STAGE V2

Comienzo con lo fácil, las características técnicas de la barra, información que puede consultarse en es.creative.com.

Clear Dialog y Surround (ambas características de audio potenciadas por la experiencia de audio de Sound Blaster). Surround, por un lado, puede identificar y mejorar la información espacial del sonido que entra gracias a los filtros de audio de Sound Blaster, lo que da la famosa sensación de espacio, Clear Dialog, por otro lado, extrae las voces y el diálogo de la fuente de audio y los mejora y amplifica de forma inteligente, lo que hace que se escuchen los diálogos mejor aunque haya sonido ambiental potente.
– Bluetooth 5.0
– Frecuencia operativa: 2402 a 2480 MHZ
– Rango operativo: Hasta 10 metros en espacios abiertos.
– Potencia de salida RF: <4 dBm - Potencia de altavoz: 20W x2, Satélite, 40W Subwoofer, Pico de 160W - Respuesta de frecuencia: 55-20.000 Hz - Relación señal/ruido (SNR) > 75 dB
– Conexión USB
– HDMI ARC (cable no incluido)
– Entrada de cable óptico (cable no incluido)
– Entrada de jack 3.5 mm

Es decir, que podemos conectarlo a la TV usando HDMI Ar, cable óptico, Bluetooth o cable jack 3,5 mm.

Experiencia con la Creative STAGE V2

Cambiar el audio de la TV por el audio de una barra de sonido decente, ya es toda una experiencia. Los que nunca lo han hecho debería probarlo para verificar cómo se puede disfrutar del cine y de la música de una forma completamente diferente, pero hay que saber hacerlo correctamente para aprovechar al máximo la experiencia.

En este caso estamos hablando de una barra 2.1 y subwoofer, es estéreo, no tiene 5 canales, y eso hay que tenerlo presente si lo que deseáis es una barra para el contenido 5.1 que tenéis sin aprovechar por casa. Aún así, la diferencia de tener sonido con altavoz interno a tener una barra de calidad con subwoofer es tan grande que es difícil explicarla con palabras.

Veamos en este audio una aproximación a dicha diferencia, con la misma música y cuestro configuraciones: Altavoz interno de la TV, Creative STAGE V2 con conexión Bluetooth, con cable óptico y Creative STAGE V2 con conexión HDMI Arc (ojo, que no vale cualquier cable de HDMI para disfrutar de este modo, yo uso un HDMI 4K. Pulsad en la imagen para ir a la pista de audio (como veis, he grabado con un micrófono a cierta distancia de los altavoces).

barra sonido

Aunque se note, no se puede comparar con la experiencia en vivo, ya que el micrófono que captura el audio tiene sus propios límites, tanto de frecuencia como de sonido ambiental pero ayuda a intuir de lo que estoy hablando.

La barra tiene 680 mm, por lo que cabe fácilmente debajo de la TV.

barra creative

En el frontal solo tiene un discreto LED indicando de donde viene la fuente, por lo que no distrae mucho a la hora de ver una película.

Creative STAGE V2

En el lateral de la barra hay controles de Bluetooth y de volumen, aunque todo ello está también en el mando a distancia.

Creative STAGE V2

Tanto al poner Spotify desde la TV (tengo una Smart TV de la marca LG, de unos 3 años de antigüedad), como al poner una película, los resultados son sorprendentes, pero desistí del Bluetooth cuando verifiqué tres problemas:

– La calidad del sonido en Bluetooth es mucho peor que con cable, aunque sigue siendo muy superior al altavoz interno de la TV
– Con algunas películas (aún no he conseguido saber el motivo), el audio tenía interrupciones, con otras no. Aunque seguramente es algún tipo de interferencia en la señal de Bluetooth.
– Cada vez que ponía la tele tenía que vincular con Bluetooth, mientras que con cable se activa y desactiva de forma automática (esto puede variar en función de la TV que tengáis).

Conclusión

Los 100 euros mejor gastados desde hace mucho tiempo, pero antes de comprar nada, tened en cuenta que igual a los vecinos no les hace gracia la novedad. Si tenéis que poner siempre la TV con bajo volumen por sufrir de «paredes delgadas», un subwoofer hará de vuestra vida vecinal un infierno.