Un generador de personas que no existen

personas que no existen

Ayer hablábamos sobre Inteligencia Artificial aplicada a la medicina, y hoy lo hacemos sobre la misma tecnología aplicada a la creación de rostros, algo que será fundamental en el mundo del cine.

Alimentando un sistema inteligente con rostros de personas podemos llegar a hacerle aprender lo que significa una cara, nociones de proporciones, distancias, arrugas… podemos crear un generador de rostros, y eso es lo que hacen en la web que os mostramos a continuación.

Se trata de thispersondoesnotexist.com, una web en la que, cada vez que hacemos f5 (la cargamos de nuevo) se muestra un rostro nuevo, rostro inventado, creado por ordenador, pero tan realista que nadie lo diría.

Es una red neuronal que divide la carga de trabajo en dos partes. Una parte se encarga de crear el rostro, y la otra parte determina si es o no realista. En caso negativo, elimina el trabajo hecho por la primera parte y solicita la repetición del proceso. Cuando la segunda parte verifica los resultados y determina que todo está bien, muestra el resultado.

En este caso es una tecnología realizada por Nvidia, empresa que ha publicado un documento con los detalles de cómo consigue tanta perfección.

La web es tan sencilla de usar y tan rápida que llega a asustar. Millones de rostros aleatorios, únicos, que podemos usar para lo que queramos, ya que no hará falta, de momento, pedir los derechos de imagen a nadie. Podemos usarlos para crear carteles, imágenes de stock, anuncios… y en el mundo del cine podrá usarse algo así para no tener que pagar a los extras en determinadas escenas.

Juan Diego Polo

Estudió Ingeniería de Telecomunicaciones en la UPC (Barcelona), trabajando como ingeniero, profesor y analista desde 1998 hasta 2005, cuando decidió emprender creando wwwhatsnew.com.