FYGO – Red Social para prestar y pedir prestado

Publicado el

Hace meses vimos algunas aplicaciones que permití­an a los internautas prestar y pedir prestado dinero.

No se ha vuelto a oir hablar de este tipo de iniciativas por motivos obvios: nadie presta nada a desconocidos.

La propuesta de FYGO es algo diferente: es una red social donde podéis montar comunidades de personas de confianza y usarlas para vuestros préstamos particulares.

Sinceramente sigo dudando que la web 2.0 nos ayude en este punto, pero bueno, la intención es lo que cuenta.

No os perdáis el comentario de  Javier Ballesteros, vale la pena.

fuente: money.thatedeguy.com

Comparte en:

4 comentarios en “FYGO – Red Social para prestar y pedir prestado

  1. Fygo es la forma perfecta de prestar dinero a conocidos y amigos ya que el mismo sistema se encarga de hacer las transferencias y mantiene un historial de tolos los movimientos realizados entre las dos personas interesadas. Con lo cual se elimina las situaciones donde puede haber algun mal entendido durante el periodo del prestamo.

    En mi caso , como yo vivo en Madrid, pues me resulta muy comodo poder pedir e incluso prestar algunos fondos a corto plazo para poder pagar gastos durante viajes y gastos inesperados.

    Otra razon por la que FYGO es ideal , es por que no solo una persona es la que te proporciona los fondos economicos, si no que puedes realizar deferentes acuerdos con diferentes asociados o amigos y asi tener todo el poder economico que pueda ser necesario para realizar o finalizar un projecto.
    Y por supuesto siempre es mas facil obtener un buen interes para las dos partes de la transancion.

    La alternativa que ofrece FYGO es muy superior a la opcion que ofrecen los bancos o entidades financieras ya que uno mismo es la persona que negocia los intereses y plazos de los prestamos, lo cual hace que se cumplan los pagos. Y que el sistema funcione realmente.
    En EEUU FYGO esta funcionando y creciendo rapidamente y espero que aqui, en espana, suceda lo mismo por el bien de los espanoles.
    Un Saludo
    JAVIER BALLESTEROS