El nuevo “Bio-Procesador” de Samsung, para hacer mejores y más precisos wearables

Samsung ya trabaja en la producción en masa de sus nuevos Bio-Procesadores, chips que llegan a impulsar una nueva gama de wearables enfocados en la salud pero con mediciones de fitness y signos vitales mucho más avanzadas que las actuales, las que ofrecen los dispositivos vestibles más populares.

Nivel de estrés, temperatura corporal, presión arterial, grasa corporal y masa muscular esquelética

Cinco pilares: Nivel de estrés, temperatura corporal, presión arterial, grasa corporal y masa muscular esquelética.

Son cinco los pilares de registro del Bio-Processor de Samsung: Nivel de estrés, temperatura corporal, presión arterial –más precisa-, grasa corporal y masa muscular esquelética. Para lograrlo, incluye el análisis de impedancia bioeléctrica, pletismografía, electrocardiografía y otros ítems que profesionales médicos entenderán mejor.

La idea, claro, es aprovechar el reciente afán de los consumidores por contar con los datos de su estado físico y valores de salud en tiempo real y de forma continua. Luego, este procesador, que comentan en Samsung es el primero en la industria que integra tanta capacidad de registro y análisis multivariado, llega como una nueva solución para dar vida a un nuevo conjunto de dispositivos y servicios de mayor calidad de monitoreo.

Una vez más, se destaca que ya ha iniciado la producción en grandes cantidades, y que pronto, al menos en la primera mitad del 2016, se verán las primeras pulseras, parches y otros wearables de mínimo tamaño con dicho procesador como cerebro. Por cierto, un corto video de promoción de sus objetivos, ya está disponible en YouTube:

Más información: Artículo en el sitio de noticias de Samsung

Juan David Quiñónez

Estadístico. Amante de las nuevas tecnologías, la ciencia, el mundo académico y las aplicaciones de las anteriores temáticas en la red. Escribe en wwwhatsnew.com desde finales del 2011.