La solución de la policía de Japón para los “malos” drones: Otros drones atrapándolos

atrapar drones

No son pocos los que salen a comprar un dron solo para hacer fechorías, por ejemplo, para volarlo en espacios privados sin autorización y en escenarios concurridos donde pueden ser un peligro para los transeúntes, o simplemente para saltarse las recientes regulaciones que cada región adopta para tales artefactos.

Pues bien, el Departamento de Policía de Tokio trabaja en una interesante solución: Un escuadrón antidrones compuesto también por drones. Estos últimos, de gran tamaño y nivel profesional, llevan colgando una red para capturar a sus pares delincuentes si es que los humanos que los manejan no atienden al aviso de aterrizarlos de inmediato. La idea es que el escuadrón patrulle en aquellas zonas en las que es prohibido volar drones.

Señalan en PopScience que no es nuevo el método de captura mediante redes pues ya el ejército de Corea del Sur lo utiliza de forma preventiva para los posibles ataques de drones norcoreanos, pero aparenta ser la primera aplicación oficial en áreas metropolitanas. Eso sí, será todo un espectáculo ver persecuciones policiales de este tipo, más si se masifican y se amplia su cobertura incluso a otros países. Como ejemplo de lo llamativo que resulta, la siguiente muestra en video:

 

Que el dron vuele a más de 150 metros, pese más de 200 gramos y transite sobre áreas urbanas densamente pobladas, particularmente, casi todo Tokio, son algunos de los delitos que se estipulan en la ley japonesa que rige el manejo de drones con multas alrededor de los 4.000 dólares para los infractores.

Juan David Quiñónez

Estadístico. Amante de las nuevas tecnologías, la ciencia, el mundo académico y las aplicaciones de las anteriores temáticas en la red. Escribe en wwwhatsnew.com desde finales del 2011.