Crean un chip óptico que podría sustituir a las clásicas SSD

captura-109

Los métodos de almacenamiento que usamos en nuestro día a día usan chips electrónicos, lo que permite crear memoria flash no volátil, pero que sufren de una velocidad limitada por el calor y la resistencia generada.

El trabajar con circuitos ópticos elimina ese problema, ya que no hay límites impuestos por el calor generado, pero los existentes actualmente necesiten tener siempre una fuente de alimentación, por lo que no puede usarse en una SSD o un pendrive.

Ahora, desde Oxford y el Instituto de Karlsruhe, en Alemania, han presentado una nueva forma de almacenamiento basada en los clásicos CDs y DVDs regrabables, dispositivos que usan una aleación (GST) que cambia su estructura cuando es golpeada por un láser, algo que permite almacenar diferentes datos cada vez que realizamos una grabación nueva.

La idea es parecida, pero en este caso hablamos de un chip revestido con dicha aleación a nanoescala. Usando láser de alta densidad, se graban los datos deseados, y con láser de baja densidad se realiza la lectura. El material se transforma de nuevo a un estado cristalino cuando es golpeado con otro disparo de alta intensidad, permitiendo así borrar y comenzar de nuevo.

Indican en nature.com que el equipo fue capaz de almacenar hasta 8 bits de datos en un solo lugar, bastante mejor que en los dispositivos electrónicos binarios.

Por desgracia aún tienen que trabajar en reducir mucho el tamaño de dichos chips para que puedan competir con las soluciones existentes en el mercado, aunque la promesa es tentadora: equipos hasta 100 veces más rápidos a la hora de leer datos.

Juan Diego Polo

Estudió Ingeniería de Telecomunicaciones en la UPC (Barcelona), trabajando como ingeniero, profesor y analista desde 1998 hasta 2005, cuando decidió emprender creando wwwhatsnew.com.