iPhone 11 Pro accede a datos de ubicación, aun estando desactivada esta opción

Publicado el

Al momento de usar nuestro teléfono inteligente, por lo general, este cuenta con una opción en la cual podemos establecer que las aplicaciones no tengan acceso a nuestros datos de ubicación en aquellos casos donde esta acción no sea necesaria.

Sin embargo, Apple, una empresa que siempre ha destacado sus esfuerzos por brindar dispositivos con un entorno operativo, no solo optimo, sino también que les permita a sus usuarios controlar el nivel de privacidad en el manejo de las aplicaciones, podría estar perjudicando esta propiedad con el iPhone 11 Pro.

Esto, debido a un informe publicado por Krebs On Security en el cual revelan que este dispositivo omite la desactivación de la opción de acceso a los datos de ubicación del usuario.

Para aquellos que desconozcan el manejo del entorno iOS, el sistema operativo de iPhone, este posee una configuración que permite al usuario deshabilitar el acceso a sus datos de ubicación, estableciendo de forma selectiva qué aplicaciones pueden o no acceder a esta información. De acuerdo con el informe, se detectó que el nuevo iPhone 11 Pro rastrea de forma intermitente los datos de ubicación del usuario, aun cuando las aplicaciones hayan sido configuradas para no hacerlo.

Esta acción podría tratarse de un bug que podría resolverse efectuando el lanzamiento de un parche en la próxima actualización del software, aunque, declaraciones brindadas por un ingeniero de Apple en la publicación, sugieren que la misma pudo haber sido programada para actuar intencionalmente de esa manera.

Según sus palabras respecto al tema, el ingeniero expresó «No vemos ninguna implicación de seguridad real. Se espera que el icono de Servicios de localización aparezca en la barra de estado cuando se habilitan los Servicios de localización. El icono aparece para los servicios del sistema que no tienen un indicador en Opciones».

Apple ya respondió formalmente:

La tecnología de banda ancha ultra es un estándar de la industria y está constantemente sujeta a requisitos reglamentarios internacionales que requieren que se desactive en ciertos lugares, iOS utiliza los servicios de la ubicación para ayudar a determinar si el iPhone está en lugares prohibidos para así desactivar la banda ancha ultra y cumplir con todos los requerimientos.

Siendo así, parece que no habrá solución a corto plazo, aunque ya indicó que seguramente en el futuro habrá una actualización de iOS para bloquear también esta información.

Publicado en
Etiquetado
appleIOSiphone

Comparte en: