Desarrollo de aplicaciones de pago ¿un negocio rentable?


Interesante la reflexión que hace John Biggs, una de las mentes anglo detrás del proyecto Techcrunch sobre el problema de la piratería; o mejor dicho de las descargas ilegales de aplicaciones de pago de la tienda de descargas de la casa de la manzana… contando la historia de FingerKicks… una creación de GAMEized, un desarrollador que apuesta y se apunta al desafío creando un juego de fútbol online… una aplicación exitosa, sólida y bien pensada.

La apuesta del desarrollador era que su juego se fuera propagando por la red, país por país, ordenador a ordenador… generando un volumen de negocio interesante y rentable…

Pero las cosas no fueron nada bien y, después de vender solo 97 dólares el primer día, las ventas siguieron cayendo y cayendo, pero por increíble que parezca, sólo durante ese fin de semana, en las estadísticas de descarga, aparecían más de 5.000.

Incluso un precio de venta de 99 centavos de dólar; unos céntimos de euros, para la aplicación, multiplicado por 5.000 era una bonita cifra… ¿Que había pasado?

Otra victima de AppTrackr

Efectivamente, FingerKicks había estado como aplicación destacada en el portal de información pirata llamada AppTrackr, perteneciente a Hackulo.us; uno de los grandes actores en lo que se refiere al mercado de las aplicaciones crackeadas.

Con AppTrackr y una simple aplicación cualquier usuario puede descargar a su terminal casi cualquier aplicación y sin tener que pagar por ella.

Independientemente de lo que diga o deje de decir Apple sobre esta situación de piratería explicita desde su tienda de aplicaciones, lo realmente interesante es la reflexión obligada que nos sugiere y, especialmente a quienes construyen su negocio en el entorno de las aplicaciones.

Hasta qué punto actualmente es rentable el destinar tiempo y recursos al desarrollo de una aplicación para IPhone o iPad de pago, habiendo evaluado y estudiado el mercado, apostando por la calidad en la creación de soluciones efectivas para el entorno móvil y que es exitosa, pero que debido al problema de las descargas ilegales, la cantidad de usuarios que llevan la aplicación hasta sus terminales y los ingresos por ello, son diametralmente opuestos…

Desde la mirada de un mercado agresivo, competitivo y que puede ser un fracaso en términos comerciales y por causas ajenas al proyecto,

El desarrollo de aplicaciones de pago para iPhone e iPad y, posiblemente para todos los sistemas operativos más utilizados actualmente, juega con la piratería como factor en contra para la conclusión exitosa de un modelo de negocio online…

Tal vez hay que esperar a que el nuevo mercado esté maduro en términos de sistemas de protección y bloqueo de las descargas ilegales y en el intertanto apostar por un mercado de aplicaciones gratis, en las que los ingresos del negocio no proviene de su descarga, sino que de su vinculación y asociación como herramientas sociales que involucran nuevas plataformas publicitarias y de ventas online.

Jorge Shand