Ariel, una lámpara con tecnología LED que podría tener una vida útil de 40 años

Cada vez que se habla acerca de la obsolescencia programada las bombillas son unos de los primeros artículos en salir a relucir, y es que son muchos los que piensan que con la tecnología existente hoy en día, este tipo de productos debería de tener una vida útil mucho más larga.

Por este motivo, Jake Dyson -un inventor que lleva diseñando bombillas desde el año 2006- ha conseguido desarrollar una lámpara con la que terminar con esta situación. Ariel -nombre que recibe la lámpara en la que está trabajando- hace uso de tecnología LED y podría tener una vida útil de hasta 40 años, para lo cual podría permanecer encendida durante doce horas cada día (ya que tiene una vida útil de 180.000 horas). Dyson afirma que uno de los secretos de su larga duración es su sistema de disipación de calor de las bombillas, que las mantendría siempre a una temperatura inferior a los 55 grados. Una característica a destacar es que durante toda la vida de Ariel esta seguiría ofreciendo su luminosidad original, ya que no se iría degradando con el paso del tiempo. Además, su creador ha dotado a la lámpara de conectividad WiFi para que pueda ser controlada a través de una aplicación para dispositivos móviles. De hecho, Ariel sería incluso capaz de registrar su propio consumo, para lo cual calcularía el coste KW/hora correspondiente al país en el que se instale.

En un principio, se espera que esta lámpara -que saldría al mercado durante el próximo mes de mayo- tenga un precio de alrededor de 1800 euros, una cifra que la convierte más bien en un producto destinado -al menos por el momento- a lugares públicos como aeropuertos y centros comerciales.

Fuente: The Guardian | Imagen: Martin Fisch de Flickr | Lámpara: Ariel – Jake Dyson.

dondelotiro, para saber qué hacer con tus residuos

Después de 2 años funcionando como piloto en Baleares, dondelotiro abre las puertas a toda España, un buscador que ayuda a encontrar el lugar adecuado más cercado para deshacerse de nuestros residuos.

No toda la basura es igual, y muchas ciudades tienen contenedores y espacios específicos para cada tipo de desecho. Dondelotiro.com ayuda a identificarlos, y para ello solo tenemos que indicar lo que queremos tirar y la dirección en la que vivimos, obteniendo un mapa con los puntos adecuados más cercanos.

En aquellos municipios en los que tienen apoyo de las entidades que hacen recogida de residuos (como ayuntamientos o entidades sociales), dan también información sobre dónde vender, donar o reciclar esos residuos. En estos momentos ya tienen más de 3.000 gestores de residuos a nivel nacional registrados, junto a unos 30.000 puntos de recogida de residuos (algunos que abarcan la totalidad de un municipio, como puede ser una recogida puerta a puerta), más de 1.000 objetos incluidos en el nuevo sistema buscador de fracciones, unas 50 tipologías diferentes de residuos que son objeto de recogida diferenciada y más de 20 tipologías de recogida que se contemplan en su plataforma.

Nos comentan que ya están trabajando en ampliar la cantidad de información mostrada y ofrecida, por lo que estaremos atentos.

indiegogo lanza life, para crear campañas de crowdfunding para causas personales

Si necesitáis dinero para una cirugía, una fiesta de cumpleaños, solucionar un problema personal o cualquier otro tema particular, ahora indiegogo nos permite incluir los datos en su nuevo proyecto: life.indiegogo.com.

Se trata de una versión del popular indiegogo creada para poder divulgar necesidades personales, separando así de indiegogo las más relacionadas con el emprendimiento.

En este caso no se cobrará ningún porcentaje, Indiegogo Life ha sido creado para ayudar a quien lo necesite, por lo que apuestan por un modelo libre y gratuito para todos. Las categorías existentes son: necesidades médicas, urgencias, celebraciones, recuerdos, mascotas y animales, religión, deporte, voluntariado y educación, dejando así más o menos claros los temas que quieren que aparezcan en esta nueva iniciativa.

Como veis en la captura superior, el proyecto está disponible en nuestro idioma, aunque de momento solo vemos proyectos registrados en inglés. Solo tenemos que identificarnos y rellenar los datos relacionados con lo que necesitamos, esperando que capte la atención necesaria para conseguir el dinero que pidamos.

Ya hemos hablado en el pasado de varios sitios web dedicados a permitir las donaciones a causas específicas (personalmente me encanta el formato de Kyva), y ahora ha llegado el momento de que uno de los gigantes del crowdfunding se preocupe por este tema.

Google y el Centro Nacional de Estudios Espaciales de Francia colaborarán para dar vida a Project Loon

Recientemente os hablamos acerca las pruebas que en Google pretenden llevar a cabo en Australia relacionadas con su Project Loon, el proyecto por el cual el gigante informático pretende poner a flote una gran cantidad de globos aerostáticos con los que ofrecer conexión a Internet en países en vías de desarrollo sin necesidad de invertir grandes sumas de dinero en infraestructuras. Ahora sabemos que en los últimos días, el popular buscador se ha asociado con el Centro Nacional de Estudios Espaciales (CNES) con el objetivo de poder acelerar el proyecto.

La CNES tiene uno de los programas de globos estratoféricos más importantes del mundo (tan solo por detrás de la NASA), así como una larga experiencia de varias décadas, por lo que sin duda, esta unión es una muy buena noticia para Google, que gracias a la amplia experiencia de la CNES podría poner en marcha el proyecto cuanto antes. Por el momento, ninguna de las dos partes ha dado excesivos detalles acerca de la forma en la que ambas compañías colaborarán, aunque la CNES ha afirmado que contribuirá al estudio continuo del vuelo de los globos y al desarrollo de la próxima generación de los mismos, mientras que a cambio, en Google pondrán a disposición de la CNES sus globos aerostáticos con el objetivo de recabar datos acerca del agujero de la capa de ozono como parte de un estudio de la CNES.

Fuente: CNES | CNET.

Ya podemos donar tiempo de CPU para luchar contra el ébola

Algunos de vosotros recordaréis que hace muchos años era posible instalar un programa en nuestro ordenador para ayudar a la gente del SETI a buscar vida inteligente en otros planetas. La idea era donar capacidad de nuestros ordenadores para que se calculen operaciones que ayuden a solucionar un gran problema, o a obtener resultados de forma más rápida que si se delega la responsabilidad a unos pocos grandes ordenadores.

Esta técnica se ha usado en varias ocasiones en los últimos años, la generación de bitcoins, por ejemplo, ha sido uno de los protagonistas en esta categoría, y ahora entra el ébola gracias a un proyecto de IBM.

El objetivo es permitir que entre todos ayudemos a encontrar una solución para encontrar una cura, y los detalles los podemos leer en secure.worldcommunitygrid.org, donde ya hay proyectos semejantes, todos implantados gracias a la colaboración de IBM para ayudar a luchar contra diversas enfermedades. En estos proyectos ya han colaborado 680.000 personas de 80 países diferentes.

La idea es, entre todos, analizar millones de moléculas para encontrar la que puede combatir eficientemente el ébola, algo para lo que serían necesarios años, en lugar de meses, usado unos pocos computadores.

Para participar solo tenemos que registrarnos aquí, seleccionar el proyecto en el que queremos colaborar, bajar el programa y ejecutarlo, los datos procesados se enviarán de forma automática.

Trabajan en robots capaces de absorber la polución de las ciudades para producir combustible

La polución presente en las grandes ciudades es un grave problema medioambiental que ya se está tratando de frenar con distintas iniciativas. Nos llama especialmente la atención la idea que ha tenido un grupo de diseñadores de Hong Kong para luchar contra este problema: hacer uso de una especie de robots parásitos capaz de absorber el CO2 para purificar el aire y convertirlo posteriormente en energía.

Esto es exactamente en lo que están trabajando en NAS-DRA, el equipo de diseñadores detrás de este proyecto. Estos robots estarían diseñados para permanecer quietos durante el día en las enormes vayas publicitarias colocadas en los lugares más concurridos de ciudades como Hong Kong. De este modo, durante todo el día estarían absorbiendo a través de unas enormes alas extendidas la polución presente en el ambiente, gracias a una pintura especial. Una vez han terminado las horas de sol, los robots aprovecharían del calor desprendido por las vallas publicitarias para liberar CO2 y alimentar un gran número de pequeñas plantas situadas por toda su superficie. De este modo, el sistema sería capaz de, posteriormente, recoger los residuos orgánicos de estas plantas y utilizar los residuos biológicos de las mismas para generar combustible. Además, la propia energía autogenerada podría ser utilizada por los propios robots, convirtiéndolos en autosuficientes.

Por el momento, se trata de un proyecto en una fase temprana de su desarrollo que está siendo llevado a cabo en la Universidad de California, en Los Ángeles. A pesar de ello, se espera comenzar a trabajar con prototipos reales muy pronto.

Link e imagen: NAS-DRA | Fuente: CityMetric

16.000 documentos del manuscrito de Darwin ya disponibles online para consulta

El Museo Americano de Historia Natural cuenta en la actualidad con 16.000 documentos de Charles Darwin sobre la evolución humana digitalizados y disponibles en la actualidad para su consulta a través de Internet, formando parte del Proyecto de los Manuscritos de Darwin, siendo más de la mitad de los documentos digitalizados de los 30.000 documentos que dicho museo espera poder tener digitalizados y disponibles en la web en el año 2015.

Al frente del proyecto se encuentra David Kohn, el cual describe la obra del origen de las especies como “la fruta madura de un prolongado proceso de exploración y creatividad científica que comenzó hacia el final de su viaje en Beagle, (…), y que siguió el crecimiento en alcance y profundidad en el rigor conceptual a través de numerosas etapas bien marcadas”, según se hace eco la publicación Open Culture.

De este modo, los interesados podrán consultar la teoría evolutiva de Darwin, desde el Árbol de la vida en adelante, a través de las obras que ha ido desarrollando a lo largo de más de dos décadas, y que en el 2015 ya se encontrarán disponibles online para su libre consulta a través de la página del Proyecto de Manuscrito de Darwin, dentro de la propia web del Museo Americano de Historia Natural.