Reproducir series a más velocidad para tener más tiempo de ver otras, esa es la nueva moda

flash

La cantidad de series de TV disponibles en Netflix y plataformas semejantes es enorme, y muchas de ellas se van añadiendo a nuestra lista de favoritos sabiendo que es imposible llegar a verlas, ya que aún faltan 4 temporadas para terminar la actual, y después viene aquélla, con dos temporadas, después la de 3 temporadas… cuando terminemos las pendientes ya tendremos cientos más en la cola de espera.

Falta tiempo para ver tanta serie.

Este “problema de primer mundo” está empezando a ser solucionado parcialmente de la forma más absurda imaginable: reproduciendo los vídeos a más velocidad, llegando incluso a duplicarla, después de adquirir práctica con esta nueva forma de ver el contenido.

Esta moda, comentada con detalle en The New York Times, permite ahorrar un 20% de tiempo si se ve una serie a 1,2x , un aumento de velocidad que no afecta a la compresión del contenido, y cuando el usuario se acostumbra a ese cambio, puede seguir aumentando hasta llegar al 2x, el límite para poder tener una compresión decente. En general el contenido se subtitula, para evitar problemas con el audio, por lo que la lectura rápida es absolutamente necesaria.

Este aumento se realiza de diversas formas: usando esta extensión de chrome para el caso de vídeo online en html5, usando un reproductor como VLC cuando son vídeos almacenados en disco duro, utilizando el propio recurso del vídeo online si la plataforma lo permite (como el caso de youtube)… poco a poco van apareciendo más opciones, porque los usuarios que piden algo así están aumentando bastante (un 5% de usuario han respondido que sí lo hacen en una encuesta reciente en Twitter).

Efectivamente, parece que tenemos un problema, aunque seguramente está más relacionado con las decisiones sobre cómo debemos invertir nuestro tiempo libre hoy en día.

Juan Diego Polo

Estudió Ingeniería de Telecomunicaciones en la UPC (Barcelona), trabajando como ingeniero, profesor y analista desde 1998 hasta 2005, cuando decidió emprender creando wwwhatsnew.com.