Una empresa nos permite crear tarjetas de crédito únicas para cada transacción

tarjeta de crédito

Imaginad la posibilidad de crear una tarjeta de crédito VISA cada vez que realizamos un pago, tarjeta que será destruida después de la transacción. En dicha tarjeta podemos tener el nombre y dirección que queramos, aunque el pago saldrá de nuestra cuenta.

Eso es lo que permite Privacy.com, de momento solo disponible en Estados Unidos. Se trata de un servicio que permite crear tarjetas de crédito con datos reales o falsos, todas ellas vinculadas a nuestra cuenta bancaria, de forma que podemos incluir la información en cualquier tienda online sin dejar registrados nuestros datos reales. Privacy se encargará posteriormente de detectar el pago y asociar la información falsa (incluida en la creación de la tarjeta virtual) con el cliente real, de forma que solo Privacy.com sabrá quién y dónde ha realizado el pago.

Por supuesto, en caso de necesitar comprar alguna cosa que debe llegar a nuestro domicilio, será importante especificar los datos reales durante la compra, pero siempre con un número de tarjeta diferente, por lo que no existirá el miedo de que roben la información.

Todas las tarjetas creadas con Privacy pueden editarse y cancelarse desde nuestra cuenta. En el ejemplo que ponen en su web indican la posibilidad de tener una tarjeta para realizar los pagos de Netflix, por ejemplo, otra para hacer un pago en kickstarter… cada tarjeta puede tener un límite diferente, y bloquearse con un solo click.

Una excelente idea que esperemos que comience a cruzar fronteras rápidamente.

Juan Diego Polo

Estudió Ingeniería de Telecomunicaciones en la UPC (Barcelona), trabajando como ingeniero, profesor y analista desde 1998 hasta 2005, cuando decidió emprender creando wwwhatsnew.com.