Buscaba información sobre programación en Google y contactaron con él para trabajar en la compañía

captura-55

Google rastrea lo que buscamos para mucho más que para ofrecer publicidad, y así lo demuestra Max Rosett, un programador que estaba intentado solucionar un problema de Python cuando fue invitado a realizar una “entrevista secreta”.

Durante una de sus búsquedas apareció el mensaje que veis en la imagen superior, invitando al usuario a realizar un “desafío”. El buscador se partió por la mitad mostrando el mensaje “Estás hablando nuestro idioma. ¿te apuntas a este desafío?“. En ese momento él dijo que sí, seguramente imaginando que Google estaría por detrás, ya que no son muchas las compañías que consiguen partir el buscador para mostrar un banner de ese tipo.

En su blog cuenta los detalles, habla de los ejercicios que tuvo que resolver posteriormente usando google.com/foobar (herramienta usada por Google en algunas ocasiones para reclutar ingenieros), sobre su opción para programar las soluciones en Java o Python, sobre cómo empezó a trabajar en Google tres meses después…

Google siempre ha sido bastante original en los procesos de selección, y usar el buscador para atraer la atención de aquellos que, con un perfil adecuado, realizan ciertas búsquedas, es sin duda inteligente.

Si estamos buscando identificados con nuestra cuenta, estamos relacionando nuestro perfil a nuestros intereses, para evitarlo podemos tanto abrir una ventana de navegación de incógnito como salir de nuestra cuenta antes de realizar las búsquedas, aunque está claro que en algunos casos vale la pena mostrar a Google lo que queremos encontrar.

Juan Diego Polo

Estudió Ingeniería de Telecomunicaciones en la UPC (Barcelona), trabajando como ingeniero, profesor y analista desde 1998 hasta 2005, cuando decidió emprender creando wwwhatsnew.com.

2 comentarios

  1. Ay!! Con la de cosas que busco yo y no me han dicho nada… :) Pero vamos, también hay gente que la llaman cuando miran su github y esas cosas…