Google lanza Cloud Launcher para facilitar la instalación de aplicaciones en la nube

Cloud Launcher

Google acaba de anunciar el lanzamiento de Cloud Launcher, una nueva herramienta que nace con el objetivo de facilitar el lanzamiento de aplicaciones en la nube, evitando de este modo perder el tiempo en la búsqueda de componentes, realizar configuraciones y otros aspectos necesarios para su correcto funcionamiento.

Google señala que cuenta actualmente con más de 120 paquetes de código abierto de las aplicaciones más populares, entre las que se encuentran WordPress, Drupal, Magento, Moodle, ownCloud, SugarCRM y muchos más.

Estos paquetes están configurados por Bitnami o Google Click to Deploy, lo que hace que los desarrolladores tengan tan sólo que seleccionar el paquete deseado, especificar algunos parámetros y ponerlo en marcha con unos pocos clicks. Con ello, ganarán en eficiencia, eliminando tareas relativas a las operaciones de implementación y configuración, lo que permitirá enfocar su tiempo en llevar a cabo sus aplicaciones.

Google Cloud Launcher incluye además herramientas de desarrollo y stacks de Apache Solr, Django, Gitlab, Jenkins, LAMP, Node.js, Ruby on Rails, y Tomcat, según indica en su anuncio, incluyendo además a las bases de datos populares MongoDB, MySQL y PostgreSQL. Muchos de estos paquetes están diseñados para que ofrezcan un buen rendimiento en Google Cloud Platform, y además, se trabaja activamente para que todos los paquetes estén perfectamente integrados con Google Cloud Monitoring, algo que está previsto que esté disponible para esta próxima primavera.

Fco. José Hidalgo

Conocido como Cyberfrancis, es entusiasta de los medios audiovisuales, de la creación gráfica y de internet en general.Desempeñó labores de moderación de la comunidad Distrito Internautas durante 3 años, escribió para WSL durante 4 años y actualmente colabora en Wwwhat´s New. Además, compagina su colaboración con la inclusión de los temas de social media.

1 comentario

  1. Framkye

    ¿Y qué pasa con Dart? No incluirlo aquí dice mucho de la falta de confianza que Google tiene en su propio lenguaje, ¿no creeis?