Lo que Google podría haber hecho para no cerrar Google Reader

Hoy es el último día del gran lector de feeds que durante tanto tiempo nos ha ayudado a mantenernos informados de las noticias de diversas fuentes en una sola plataforma. Google Reader finaliza su camino porque, por lo visto, no han sido capaces de crear un modelo de negocio lucrativo, porque el mundo RSS no se ha popularizado entre las grandes masas, algo fundamental para la supervivencia de los productos Google.

Tenemos alternativas. Podemos seguir las noticias de wwwhatsnew.com de varias formas:

– Usando un lector de feeds como feedly, theoldreader y demás soluciones que hemos ido analizando durante los últimos meses.
Suscribirnos para recibir un email diario con todas sus noticias
– Crear una receta en IFTTT para que cada vez que se publique una nueva noticia, se reciba un email.
– Acceder diariamente a las dos primeras páginas de wwwhatsnew.com para consultar lo que publicamos en las últimas 24 horas.
– Seguir las noticias desde google.com/+wwwhatsnew , facebook.com/wwwhatsnew o twitter.com/wwwhatsnew.

En fin, que opciones no faltan, pero… ¿qué podría haber hecho Google para ganar con su lector?.

Tenemos que pensar que, aunque Google Reader no era utilizado por las grandes masas, sí lo era por los periodistas, blogueros, aficionados a la tecnología y demás profesionales que, de una u otra forma, influyen en el mundo en el que Google quiere posicionarse. Google Reader era una excelente forma de mostrar información a quien muestra información, un canal fantástico para distribuir noticias, haciendo que lleguen a las personas que comunican. Si el objetivo de Google era hacer dinero con Reader (como ya lo intentó con adsense para feeds) podría haber incluido artículos patrocinados en nuestros lectores: podrían ser noticias del propio google (nuevos productos, por ejemplo) o textos de anunciantes que paguen a Google para distribuir sus textos.

Los usuarios de Google Reader pueden estar ciegos cuando hablamos de banners publicitarios, pero no lo están cuando hablamos de información, de contenido. Si alguien tiene 5 canales relacionados con el turismo, podría estar interesado en un artículo patrocinado de una empresa de dicha categoría, siempre filtrados para evitar basura digital.

Pero si a Google no le interesa el modelo Twitter del contenido patrocinado, podría usar el simple modelo de suscripción, igual que hace con el espacio de Google Drive. Muchas personas pagarían por acceso a su API o a su plataforma web, ya que es una herramienta de trabajo, con un ROI relativamente sencillo de calcular.

Distribuir noticias propias entre miles de periodistas y blogueros de todo el mundo, publicar contenido patrocinado, cobrar suscripción… no hay que ser un genio para llegar a estas conclusiones, por lo que solo se puede deducir que a Google no le interesa invertir en el mundo RSS porque quiere que dichos usuarios cambien su forma de consumir noticias, ya sea migrando a google Plus (recordemos que últimamente las grandes exclusivas del mundo Google se realizan en dicha red) o usando su lector móvil Google Currents.

Juan Diego Polo

Estudió Ingeniería de Telecomunicaciones en la UPC (Barcelona), trabajando como ingeniero, profesor y analista desde 1998 hasta 2005, cuando decidió emprender creando wwwhatsnew.com.

1 comentario

  1. Fernando

    Los motivos no fueron dados a conocer ya que lo explicado no es cierto.